Revuelto de champiñones, espárragos y cebolla caramelizada

Los revueltos siempre son un plato muy socorrido si tenemos invitados a comer, ya que admiten múltiples combinaciones de ingredientes. Lo verdaderamente importante es que el huevo quede meloso y en su punto. Un contraste de sabores y texturas se mezclan en esta exquisita receta, en la que el revuelto de huevo se mezcla con la dulzura de la cebolla caramelizada y el sabor suave de los champiñones y espárragos.

 

Ingredientes (para 4 personas):

  • 6/7 huevos
  • 1 manojo de espárragos trigueros verdes y frescos.
  • 350g de champiñones
  • Cebolla caramelizada IBSA
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta
  • Cebollino

 

Elaboración:

Lavamos y cortamos los espárragos en 3 o 4 partes, para que nos sea más manejable a la hora de hacer el revuelto. Los salteamos en la sartén con aceite de oliva, unos 4 minutos. Retiramos del fuego.

Lavamos y laminamos los champiñones. Al igual que los espárragos, los salteamos en otra sartén durante 4 minutos. Incorporamos los espárragos y salpimentamos al gusto. Añadimos 2 cucharadas de cebolla caramelizada IBSA y mezclamos todo bien.

Bajamos el fuego al mínimo e incorporamos los huevos sin batir. Removemos bien con una espátula de madera y retiramos la sartén del fuego. Continuamos removiendo hasta que el huevo se empiece a cuajar. Es importante que no se pegue a la sartén y que quede con una textura suave, sin llegar a cuajar del todo.

Es aconsejable servirlo recién hecho, ya que si dejamos pasar tiempo, el huevo pierde su textura melosa. Emplatamos y podemos espolvorear un poco de perejil o cebollino picado. ¡A disfrutar!